El seguro pagó 80.000 millones de dólares por siniestros catastróficos en 2018

Munich Re ha dado a conocer un resumen de las cifras de catástrofes naturales en 2018, que refleja que las pérdidas totales ascendieron a 160.000 millones de dólares, por encima del promedio ajustado a la inflación de los últimos 30 años (140.000 millones). Las pérdidas de este año estuvieron por debajo de las extremadamente altas pérdidas de 2017, que totalizaron 350.000 millones y se debieron principalmente a pérdidas récord de huracanes.

Según la reaseguradora, con 80.000 millones de dólares, las pérdidas aseguradas estuvieron sustancialmente por encima del promedio ajustado a la inflación de los últimos 30 años (41.000 millones), pero por debajo de las cifras récord del año pasado (140.000 millones).

Lamentablemente, unas 10.400 personas perdieron la vida en 2018 como resultado de catástrofes naturales. Sin embargo, en comparación con el promedio de 53.000 en los últimos 30 años, se puede ver una disminución. Esta tendencia a largo plazo es una clara indicación de que, desde una perspectiva global, las medidas para proteger la vida humana están comenzando a tener efecto.

El desastre más mortífero de 2018 fue un tsunami de siete metros que tomó por sorpresa a la ciudad indonesia de Palu el 28 de septiembre, seguido de un terremoto. Miles de edificios fueron destruidos y unas 2.100 personas murieron. Otro tsunami azotó las regiones costeras de Sumatra y Java, islas de Indonesia, en la tarde del 22 de diciembre. Se cree que la marejada de un metro de altura fue causada por un deslizamiento submarino provocado por una erupción del volcán Anak Krakatau. Dado que los sistemas de alerta temprana de tsunamis existentes solo responden a los terremotos, la ola de un metro de altura atrapó a los habitantes por sorpresa. Al menos 400 personas murieron.

Las catástrofes naturales más caras ocurrieron en los EEUU: Los eventos más costosos fueron “Camp Fire“, un incendio forestal en el norte de California con pérdidas totales de 16.500 millones de dólares y pérdidas aseguradas 12.500 millones, y el huracán Michael (pérdidas generales de 16.000 millones, y pérdidas aseguradas de 10.000 millones).

Torsten Jeworrek, miembro del Consejo de Munich Re, afirma que “2018 vio varias catástrofes naturales importantes con altas pérdidas aseguradas. Esto incluyó el fenómeno inusual de ciclones tropicales severos que ocurrieron tanto en los EEUU como en Japón, mientras que los incendios de otoño devastaron partes de California. Tales incendios forestales masivos parecen estar ocurriendo con más frecuencia como resultado del cambio climático. La acción es urgente en los códigos de construcción y el uso del suelo para ayudar a prevenir pérdidas. Dada la mayor frecuencia de eventos de pérdida inusuales y los posibles vínculos entre ellos, las aseguradoras deben examinar si los eventos de 2018 ya estaban en el radar de sus modelos o si necesitan realinear sus estrategias de gestión de riesgos y suscripción“.

 

Fuente: ADN del Seguro

 

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies